Saltar al contenido

Aumenta la Vida Útil de tu Microondas

que microondas compra

Si ya eres dueño de un microondas o vas adquirir uno, de seguro quieres saber cómo mantener sus características por un mayor tiempo posible para que puedas disfrutar de sus bondades.

Para limpiar tu microondas externamente debes hacerlo con un paño húmedo, que puedes impregnar con vinagre o algún detergente suave, y luego pasar un paño seco para quitar residuos.

Para limpiar tu microondas internamente (ver en Amazon), se recomienda colocar un envase especial para microondas con agua y vinagre dentro de la cavidad del aparato, y poner a funcionar el microondas a potencia alta por 30 segundos. Luego pasar un paño seco por las paredes.

La conexión eléctrica es un punto muy importante. Recuerda que tu microondas necesita una toma eléctrica para funcionar; esta debe ser de uso exclusivo de tu equipo. No conectes más de un artefacto a la toma, ni utilices extensión. Procura que la forma de la toma eléctrica sea el adecuado para las puntas del cable del microondas para que no sea necesaria la utilización de adaptadores.

Usa los envases adecuados para microondas, y no introduzcas objetos metálicos para evitar deterioro o incendio al poner a funcionar.

No coloques objetos pesados sobre tu microondas ni tampoco lo ubiques en espacios inestables o con temperaturas extremas. Esto puede influir deteriorar las paredes externas y disminuir su tiempo de vida útil.

Precauciones en el uso de tu microondas

taza-en-un-microondas

Para aprovechar todas las ventajas que ofrece tu microondas, debes tener en cuenta:

  1. Si cocinas huevos en tu microondas, sácalos de la cáscara y colócalos en un envase especial de microondas. El colocarlos enteros pude hacerlos estallar y complicaría el aseo del electrodoméstico.
  2. Al introducir agua a calentar en el microondas, debes tener cuidado al retirarla porque puede sufrir quemaduras por la agitación de las moléculas internas del líquido.
  3. Y por supuesto, recuerda utilizar siempre los envases especiales para microondas.

También puedes usar tu microondas para esto:

  • Secar hierbas aromáticas: para no desperdiciar las hierbas que tienes en tu cocina, puedes deshidratarlas con tu microondas. Colócalas entre papel absorbente y ponlas a máxima potencia por 2 minutos de cada lado.
  • Quitar el ácido a la cebolla: Para que la cebolla no te haga lagrimear, corta las puntas y llévala al microondas por 20 segundos a potencia máxima.
  • Hidratar gelatina: Coloca la una medida gelatina en un envase especial para microondas y agrégale cuatro medidas de agua llévala al microondas por 30 segundos y listo.
  • Derretir chocolate: coloca el chocolate en un bol hondo y llévalo al microondas a potencia media por espacio de 30 segundo, pasado este tiempo, retíralo mueve con una paleta y si no se ha derretido vuelves a repetir la operación.

Y Atrévete…
Pon a volar tu imaginación en la cocina, disfruta del arte de cocinar y del tiempo libre que tendrás una vez que comiences a utilizar ese maravilloso microondas que has comprado.